¡Ay de los que a lo malo dicen bueno!

Para el estudio de este artículo es necesario hacer un recorrido por los siguientes versos: Isaias 5:7-12 también los versos 18-23 y el capítulo 9:2,6.

La verdad central en el estudio de la palabra es que Jesucristo es la única solución para la condición pecaminosa del mundo.

El Objetivo primordial del artículo en mención es estudiar los resultados a gran escala de la difusión del pecado en una nación. Reconocer a Jesucristo como la única solución tanto para el pecado individual como colectivo.

Dios esperaba Justicia y rectitud pero lo que encontró fue injusticia y lamentos de los que estaban oprimidos. Esa opresión llegó a causa de la avaricia de los Israelitas Ricos. En su deseo por tener más y más, confiscaban las propiedades de los pobres. Y eso ocurría en una tierra donde Dios había establecido leyes para proteger la propiedad de sus habitantes.

Dios anunció que tal acción no quedaría sin castigo, en primer lugar, el declaró que las grandes y elegantes casas de los Israelitas acabarían en ruinas. En segundo lugar, Dios decreto que los campos que tanto trabajo les había costado robar se volverían estériles. El hambre sería el resultado de estos juicios. Hoy en día podemos ver ejemplos de esta avaricia en nuestro entorno hasta en los ricos de nuestras iglesias. Debemos recordar que quienes son esclavos de la avaricia darán cuenta ante Dios.

La  confusión de valores 
Estamos en el Siglo de la tecnología y el avance económico global donde los ricos se hacen más ricos y los pobres más pobres , y lo más seguro se pueda escuchar en nuestro entorno que ya no es necesario seguir los estatutos de la Biblia. ¿Acaso no hemos progresado más allá de eso? Muchos en nuestro derredor parecen ya adoptar ciertas doctrinas y filosofías con tendencias diversas, entre otras cosas la ciencia y la tecnología influyen en el pensamiento de las masas y más en contra de los valores morales y éticos que por milenios se ha querido inculcar a las generaciones de los siglos pasados. Las diferentes actitudes y tendencias modernas parecen haber hecho a Dios anticuado, o por lo menos extraño. Sin embargo, esas actitudes no son nuevas para nosotros. Israel en los días de Isaias, también estaba confundido en cuanto a lo moral.

La respuesta de Dios a la sociedad.
Imagínese como sería prometió todo lo que tuviéramos que esperar en el futuro fuera de la desesperanza del pecado. Parecería imposible, desde el punto de vista humano, resolver los pecados que acarrean el juicio de Dios. Sin embargo, Dios prometio traer un cambio drástico a esta tierra llena de pecado. La luz de Dios - Por medio de su hijo Jesucristo - alumbraría este mundo entenebrecido  por el pecado. Jesús vino a la tierra a nacer, tomando forma humana se acercó a nosotros, a nuestros problemas, a nuestras necesidades, la solución final del padre a los problemas internos del hombre fueron finalmente encontrados a la luz de la vida y muerte de su único hijo, tal fue la forma en nos amo, en que nos lo dio. Para que fuese luz, para que tuviéremos fe en el, para creer en él, y de alguna manera toda la humanidad de las generaciones futuras tuvieran el perdón de sus pecados y de ende la salvación.

De lo anterior expuesto nos hacemos ciertas interrogantes como: ¿Cuales son algunos pasajes que describen la naturaleza temporal de la prosperidad de los malos con relación al Juicio de Dios? ¿Porque las bebidas alcohólicas han desempeñado una parte tan grande en la degradación y miseria humana? ¿Porque es la sabiduría humana a menudo una trampa moral?

El artículo nos lleva a comprender que en nuestra actualidad las cosas del pasado en israel podrían estarse repitiendo; Los diez Mandamientos que Dios  le dio a Moises en el monte Sinai no eran sugerencias, Dios no ofreció teorías con la esperanza que el pueblo estuviese de acuerdo. Por el contrario, dio mandatos a los que el pueblo tenía que obedecer ¿Que pasa al no sujetarnos a la voluntad del creador?

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Tienes alguna duda, comentario, sugerencia no te olvides de dejarlo para poder mejorar nuestra página.